Gloria* tiene muchas historias de su pasado. De cuando trabajaba en el rancho donde nació, ordeñando vacas y alimentando a las gallinas. Y de los muchos novios que tuvo, “y guapos, no eran cualquier mugre”, dice, aunque nunca se casó.

Pero del futuro tiene temor y del presente le da vergüenza hablar. A sus 84 años se quedó sola, sin casa, en una ciudad lejos de su lugar de origen, en la que trabajaba haciendo limpieza con una familia que un día le avisó que se iba a mudar y la echó sin más.

Ella buscó un cuarto para quedarse, sin más ingresos que la pensión que recibe del gobierno para adultos mayores. Pronto dejó de alcanzarle y no tuvo dónde dormir. Fue a pedirle ayuda a una mujer que conocía, pero en lugar de recibirla, hizo un escándalo en la calle y llamó a la policía.

Después de pasar toda una noche dando vueltas en la patrulla buscando alguien que le diera un espacio, las autoridades acudieron a la Estrategia de Alojamiento Temporal y Gratuito que ofrece hoteles para mujeres sobrevivientes de violencia y sus hijas o hijos, creada por UNICEF y UNFPA en el marco de la Iniciativa Spotlight.

La violencia de pareja no es la única que viven las mexicanas: 37.8% han sufrido violencia comunitaria, de acuerdo con la Encuesta Nacional sobre la Dinámica de las Relaciones en los Hogares (Endireh) 2016 del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI). La Estrategia apoya a mujeres también en situaciones como la de Gloria y sin importar su edad; ella ha sido una de las personas atendidas de mayor edad.

ATENCIÓN ESPECIALIZADA

Desde que llegó, se ha convertido en una de las huéspedes consentidas del hotel que la recibió, de la cadena de Grupo Posadas. La alojaron en un cuarto especial que está en planta baja, atrás del lobby, para personas con capacidades diferentes o alguna dificultad motriz. Así no tiene que subir pisos ni moverse mucho si necesita ir a pedir algo.

La Estrategia incluye un kit de productos básicos y de higiene para las mujeres que llegan. En conjunto con las autoridades gubernamentales, se les brinda atención médica, asesoría legal si la necesitan y terapia psicológica, además del hospedaje y comida sin ningún costo.

En este hotel han ido todavía más allá, ya que han estado al pendiente de que su alojada coma a sus horas, tome sus medicinas, tenga ropa limpia y de todo lo que necesite.

En el caso de Gloria, esta atención ha sido fundamental, ya que aunque tiene a una psicóloga que le llama diario por teléfono, la compañía y cuidado del personal del hotel también le mejoran el ánimo.

“Viene esa chamaca que me consiente, mira. ¿Está bien, no quiere otra cosa?, y así. (…) Luego viene (y dice): la voy a bañar. Es que no tengo ni ganas… pero sí ya tenía días que no me bañaba. Y ahorita como hay agüita tibia y todo”, cuenta Gloria mientras termina un plato del desayuno que le llevan hasta su cuarto para que no tenga que caminar.

—¿Qué hubiera hecho si no la traían aquí?— se le pregunta.

“No pues, yo qué iba a saber, yo ni siquiera sabía que así estaba. Eso sí, lo que necesitan es publicidad”. Publicidad, explica, para que otras mujeres sepan que estas opciones existen y que si viven una situación de violencia y desamparo, no están solas.

Gloria tiene nueve hermanos allá en su pueblo, pero no hay una relación cercana con ellos y volver no le parece una opción, así que después del alojamiento temporal en este hotel, pasará a una institución especializada para adultos mayores.

Desde septiembre de 2020, la Estrategia ha brindado un lugar para alojarse durante siete días, tiempo en el que se trabaja con las sobrevivientes de violencia para encontrar dónde o con quién pueden continuar su vida. Hasta abril de 2022, el proyecto había apoyado a 331 mujeres y 426 niñas, niños y adolescentes en 19 ciudades de México.

Lo que Gloria tiene claro es que esta ayuda la salvó del momento más triste de su vida y que siempre estará agradecida.

—¿Qué le diría a estas personas?

“No pues que la quiero mucho, que siempre la voy a recordar. Ahí póngale, que les doy muchas gracias por todo el ratito que me tuvieron. Siempre las voy a recordar, a todas”.

*El nombre de la persona entrevistada fue cambiado por seguridad.

Texto: Itxaro Arteta/UNFPA México

 

CONOCE LA HISTORIA EN VIDEO:

 

 

Conoce también las historia de Soledad y de Marcela y su hijo Sonic, beneficiadas y beneficiado por la Estrategia de Alojamiento Temporal y Gratuito implementada en el marco de la Iniciativa Spotlight en México.